Los resultados de los ensayos de la fase tres concluyeron con una tasa de eficacia del 91,6 por ciento de protección contra el Covid-19.

El Instituto de Salud Pública (ISP) aprobó este miércoles el uso de emergencia de la vacuna Sputnik V, elaborada por el laboratorio Gamaleya en Rusia, por lo que se suma a las ya aprobadas de los laboratorios Pfizer-BioNTech, Sinovac, Astrazeneca, Johnson & Johnson y CanSino.

La decisión fue tomada con cinco votos a favor, dos abstenciones y un rechazo, votos fundados en la falta de información sobre la duración de la protección otorgada por la fórmula.

La dosis será entregada solamente a mayores de 18 años, no ha sido estudiado en menores, y se evaluará su uso como una tercera dosis de refuerzo.

De acuerdo con un estudio publicado por la revista especializada The Lancet, en febrero de este año, los resultados de los ensayos de la fase tres concluyeron con una tasa de eficacia del 91,6 por ciento de protección contra el Covid-19.

Desde el ISP

Heriberto García, director del ISP, explicó que tiene “dos dosis, con dos componentes. Un componente primero de adenovirus 5, muy similar a la vacuna de Cansino, y adenovirus 26, que es el que se ocupa en la vacuna de Janssen, por eso tiene esta alta eficacia”.

“En términos sencillos, es como que se colocaran la vacuna de Janssen y la de Cansino en dosis uno y dosis dos”, sostuvo.

Heriberto García, director del ISP. (Archivo)

Sputnik utiliza un virus similar al del resfriado, modificado para ser inofensivo, como portador para llevar al organismo un pequeño fragmento del coronavirus.

Desde el ISP ya realizaron la revisión del perfil de seguridad de la vacuna. En el cual se identificaron casos adversos leves o moderados como dolores de cabeza y síntomas similares a los de un resfriado.

En los casos graves, como los de anafilaxias, se descartó que hayan sido gatillados por la vacuna. Sin embargo, estos estudios se realizan en grupos acotados de personas, por lo que no se descarta que eventualmente pueda ocurrir.

Por lo anterior se realizan las contraindicaciones correspondientes para aquellas personas que sufren de estas reacciones alérgicas severas, embarazadas y niños.